El hype de la transformación digital

El hype de la transformación digital

En el mundo de las tendencias digitales, ahora todo es transformación digital.  Da igual que accedas a un diario online o que entres en una red social como LinkedIn. Seguramente que verás (sobre todo si tu entorno es el marketing o la comunicación) alguna noticia o post de algún contacto que habla sobre la transformación digital en general de un sector determinado o de forma específica en cuanto a algún producto o compañia.

Hay estudios, blogsartículos everywhere pero sobre todo si hablamos de España, se está viviendo una maravillosa humareda marketiniana donde se amparan muchas empresas. 

A la mayoría de empresas les gusta hablar de lo que se apuesta por la transformación digital, de lo que va a venir y lo que nos va a deparar y que su empresa está preparada. Pero la verdad es que la mayoría no están preparadas para un salto de su negocio al entorno online de manera determinante.

La transformación digital y lo que pasa en España

Se intenta utilizar bajo la denominación de transformación digital una gran cantidad de acciones que terminan en algún tema online. Da igual que hayas renovado tu web con 4 banners o que hayas hecho una nueva app para acceder a tu web. Estás viviendo la experiencia de la transformación digital.

Sería maravilloso pensar que es una revolución industrial a lo digital. Que todo cobra un nuevo sentido, que todo es más fácil y la mayoría de las empresas están avanzando día sí y día también. Que realmente de cara a 2016 va a ser el gran impulso para toda empresa española. Que se va a duplicar los ingresos en un pis pás. 

Es bonito ver como las cosas cambian y mejoran. Un banco español internacional está haciendo gala en cada nota de prensa y comunicación que todo va en pro de su transformación digital. De hecho son tan avanzados en sus declaraciones y campañas que en sus vídeos aparecen funcionalidades de su app con respecto al uso de la tarjeta que aún no se pueden hacer por los clientes. Sí, esto es una pullita, porque soy cliente y lo he comprobado en una funcionalidad de las que hacen más gala: “Activar y desactivar tarjeta”. Aún no se puede con el móvil (en la web por el contrario sí). Ojo, me parece guay la idea, pero no que se anuncie sino está implementada.

Todo es una pequeña evolución en el uso y consumo aplicada a los dispositivos dentro de una gran marea de comercio

En un país donde el voto por correo funciona regulín, donde la tercera edad es la fuerza más determinante de cara al voto, donde una % alto de la sociedad llega justos a fin de mes o no llegan y donde para hacerte una tarjeta de débito tardan mayormente más de dos días, que se intente hacer ver que pagar con el móvil va a ser la repanocha en 2016 o que se haya mejorado la usabilidad de una web mega anticuada es estar en la “onda”, pues como que no.

Sobre todo cuando escuchas todas las semanas a compañeros profesionales del marketing en agencias que sus interlocutores en cliente no saben de mobile marketing, de usabilidad, de medios pagados, de webs, de redes sociales…

Imagen portada: gerald

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *